Peligra la alimentación de bebés hijxs de las personas con VIH: la leche maternizada se suma a los faltantes.

A un año de que el gobierno nacional degradara el Ministerio de Salud de la Nación en Secretaría, las personas con VIH organizaron una movilización federal y una conferencia de prensa acompañando el abrazo simbólico al ex Ministerio de Salud que realizaron sus trabajadorxs. En dicho marco denunciaron la falta de provisión de medicamentos y leche maternizada de fórmula.

Más de 400 personas se movilizaron ayer frente al ex Ministerio y abrazaron al edificio, denunciando que el ajuste es una decisión política de vaciamiento, que deja a miles de personas sin acceso a la Salud.

La degradación del Ministerio a Secretaría incluyó un brutal recorte en el presupuesto para todas las direcciones de la cartera. A la grave crisis generada se sumó el desmantelamiento de las políticas de planificación en materia de compras públicas de medicamentos y otros insumos. 

Mientras el Frente Nacional por la Salud de las personas con VIH denunciaba los faltantes en la puerta del ex Ministerio de Salud de la Nación, la Dirección Nacional de SIDA comunicaba a los programas provinciales el faltante de reactivos para la realización cargas virales, un estudio central para el monitoreo de la respuesta a los tratamientos.

Fuentes directas dijeron a GEP que el motivo de la falta es el aumento del precio de los reactivos. Que las compras se ‘cayeron’ debido a un aumento de un 900% por parte de laboratorios. A la falta de previsión y planificación de la Secretaría de Salud de la Nación, que hace más de 2 años genera faltantes de reactivos, ahora se suma  la especulación del mercado. Un cóctel explosivo”, dijo Lorena Di Giano, Directora Ejecutiva de la Fundación GEP.

Fundación GEP supo también que la jefa del Programa de Sida de la Provincia de Buenos Aires, Dra. Mónica Moyano, debió transferir reactivos de su programa para cubrir el faltante en otras provincias y al INBIRS (el centro de investigación científica de excelencia en VIH que depende de la Universidad de Buenos Aires). Por otro lado la ola de faltantes también terminó afectando al Programa de VIH de Ciudad de Buenos Aires que, en solidaridad con la grave situación, transfirió leche maternizada de fórmula a la Secretaría de Salud de la Nación con destino a otros programas provinciales.

Es realmente alarmante que la Secretaría de Salud no cumpla con asegurar la provisión de medicamentos e insumos básicos que históricamente han formado parte de una política pública consolidada en Argentina”,  agregó Di Giano.

“Durante estos 4 años de gestión dejaron de tener planificación y previsión en las compras de medicamentos. Las personas con VIH desde el 2016 hemos tenido que tomar la calle para denunciar faltantes de medicamentos y reactivos. Se incrementaron las compras directas y de urgencia, año tras año han recortado el presupuesto para la Dirección Nacional de Sida, no han habido políticas públicas en materia de prevención y ha disminuido drásticamente la provisión de preservativos. Ahora lxs bebés de madres con VIH se encuentran en riesgo de quedarse sin alimento,  nuestra salud y nuestras vidas están amenazadas, mientras tanto el gobierno miente y mira para otro lado”, dijo José María Di Bello, Presidente de Fundación GEP. 

A un año del cierre del Ministerio de Salud de la Nación y del recorte brutal del presupuesto destinado a la Dirección Nacional de Sida, las evidencias de faltantes de medicamentos, leche maternizada de fórmula, preservativos y reactivos para monitoreo de tratamientos dan cuenta de una crisis en Salud de dimensiones nunca vistas en nuestro país.

Video movilización:

https://www.youtube.com/watch?v=eT-axDBuuuM

Video conferencia de prensa:

https://www.youtube.com/watch?v=ZJoFWSwZMR8

 

#ElAjusteEnSaludMata

#NoHayMasTiempo

, , ,

Deja un comentario